Our blog

main-banner-website-8

Historia y futuro de la fabricación de toallitas húmedas

Las toallitas húmedas han recorrido un largo camino desde su invención. Lo que empezó siendo un humilde tejido empapado en agua o en una solución limpiadora, es ahora un sofisticado producto de consumo. Actualmente, las toallitas húmedas se utilizan para higienizarse las manos, en la higiene de los bebés, en la limpieza del hogar y para muchas otras cosas. También están disponibles en una amplia gama de tamaños y pesos, pueden venir con fragancias o no, pueden utilizarse para desinfectar o como soluciones de limpieza antibacterianas, y están ampliamente disponibles en una variedad de tipos y tamaños de envases. Y, lo que es más importante, ahora se pueden fabricar para que sean completamente desechables y biodegradables. 

 

¿Cómo hemos llegado hasta aquí?

 

Las primeras toallitas húmedas se inventaron en Estados Unidos. Su invención se atribuye a Arthur Julius, en 1957. Arthur trabajaba en el sector de la cosmética y creó las primeras toallitas en su apartamento de Nueva York, mientras introducía algunos cambios en una máquina cortadora de jabón. Un año después, en 1958, registró su producto: el Wet-Nap. 

 

Arthur, que procedía del sector de la cosmética, pretendía que sus toallitas se utilizaran en la industria cosmética, para mejorar la higiene de la piel. 

 

Sin embargo, su invento no se presentó al público hasta la Exposición Nacional de Restaurantes de Chicago en 1960; durante ese tiempo Arthur estuvo trabajando con un mecánico para perfeccionar la máquina que fabricaba sus toallitas. Tres años después, vendió sus toallitas al coronel Harland Sanders, para que sus clientes las utilizaran en sus restaurantes: los Kentucky Fried Chicken. Fue un binomio perfecto, aun cuando no fuera el uso que Arthur había previsto cuando desarrolló lo que intentó que fuera una toallita para la industria cosmética. En los últimos 25 años, KFC ha repartido a los consumidores casi mil millones de toallitas húmedas. 

 

Sin embargo, no fue hasta la década de 1970 cuando se desarrolló la tecnología necesaria para producir en masa toallitas no tejidas desechables. Estos avances tecnológicos y de fabricación son los que permitieron el despegue de la industria. 

 

¿Dónde estamos ahora?

 

En 2019 se estimó que el mercado mundial de toallitas húmedas estaba valorado en unos 14.000 millones de dólares estadounidenses, lo que refleja lo lejos que ha llegado su desarrollo y uso desde la década de 1960. 

 

Las toallitas húmedas son populares por muchas razones, entre ellas –

 

-Su comodidad 

-Mejoran la higiene y facilitan su mantenimiento

-Se comportan bien, suelen ser de buena calidad y proporcionan casi el mismo nivel de higiene que el lavado con agua y jabón

-Son fáciles de usar, para todos los sectores de la sociedad, desde las personas más jóvenes a las más mayores, y son seguras para todas las edades

-Ahorran tiempo y son eficientes

-Son desechables

 

Es justo decir que las toallitas húmedas son actualmente un producto de consumo indispensable. Se utilizan en hogares, centros educativos, guarderías, puntos de venta de alimentos y bebidas, industrias, instituciones, hospitales o clínicas, entre otros. 

 

El futuro de las toallitas húmedas

 

El futuro de las toallitas húmedas parece centrarse en cuestiones de sostenibilidad medioambiental. En un mundo cada vez más concienciado con la sostenibilidad y la protección del medio ambiente, su carácter no reutilizable está poniendo en tela de juicio el uso de tantas toallitas. 

 

Esto significa que los fabricantes de toallitas húmedas deben estar a la vanguardia de los esfuerzos y desarrollos para que la industria sea más sostenible, lo que a su vez implica la necesidad de avanzar en el desarrollo de toallitas verdaderamente desechables susceptibles de ser arrojadas por el inodoro, y significa ser pionero en la utilización de materiales más biodegradables en la producción de toallitas, garantizando que los fabricantes de toallitas húmedas sean conscientes del ciclo de vida de sus productos. Los principales fabricantes de toallitas húmedas comprenden su responsabilidad a la hora de velar por un futuro mejor para todos nosotros. 

 

Author

54

The author didnt add any Information to his profile yet